lunes, 21 de mayo de 2007

Zantedeschia
















Nombre científico: Zantedeschia aethiopica
Familia : Araceae
Origen : Sudafrica




Otros nombres:
Zulù: Ihlukwe
Uruguay: Cartucho
Brasil: Copo de leite
Méjico: Capote
España: Lirio de agua
Cataluña: Lliri de paperina
UK : Arum lily - Varkblom
Francia: Arum d'Ethiopie



Sinónimo: Calla aethiopica




Herbácea perenne provista de gruesos rizomas, semi acuática.
Distribuída en todas las zonas sub tropicales del mundo, forma grandes matas compactas de hasta 1 mt de altura.
En climas templado-fríos se comporta como vivaz.



Hojas sagitadas o hastadas de entre 20 y 45 cms de largo y 15 cms promedio de ancho, basales de largo pecíolo esponjoso de hasta 80 cms de largo, con borde levemente festoneado y acumen notorio, la nervadura central muy marcada. Color verde oscuro brillante.



Inflorescencia sobre largos pecíolos que alcanzan 80 cms en promedio (generalmente sobresaliendo de entre las hojas), en espádice de entre 4 y 10 cms de largo con flores unisexuadas amarillo oro: las masculinas son superiores y las femeninas inferiores, envueltas en una gran espata blanca de ápice muy acuminado y recurvado, en color blanco. Puede tener aroma o no.

Semillas en bayas amarillas o amarillo-anaranjado cuando están maduras; contienen 2 semillas cada una.

Ideal para ubicar en bordes de estanques y lagunas, para ubicar en rincones húmedos del jardín a la sombra de especies de mayor volumen, para cultivar en macetas tanto en interior como en exterior, y muy buena como flor cortada.


Florece a finales de primavera, abundantemente. Según el microclima en que se encuentre ubicada, puede continuar floreciendo hasta mediados de otoño.


Gusta de la semi sombra, pero se adapta a exposición soleada en climas templados.
Si recibe sol fuerte, se deslucen el color y la turgencia de la planta.
Su temperatura ideal oscila entre los 15 y 25ºC.


Si bien vive en bordes de estanques, con los pies en el agua, cuando está ubicada en cantero o maceta conviene aportarle un suelo aireado que permita a sus raíces recibir una buena cantidad de oxígeno.
Una buena mezcla: tierra general del jardín, turba, compost y arena gruesa en partes iguales.
Su PH ideal oscila entre 6.1 y 6.5
A finales de invierno puede agregarse al suelo una dosis generosa de compost maduro.

Regar abundantemente durante el período vegetativo, de modo de mantener su suelo húmedo constante.
En climas templado-frios ir disminuyendo la frecuencia y el caudal de los riegos a medida que van bajando las temperaturas.
En estos climas puede comportarse como vivaz, perdiendo el follaje cuando las temperaturas son bajas y rebrotando la siguiente primavera.
Conviene entonces hacer mulching gruesos sobre sus rizomas si estan en el cantero, si están en macetas, ponerlas a resguardo preferentemente sin calefacción.


Vigilar caracoles y babosas.



La multiplicación más sencilla se consigue por división de rizomas a finales de invierno, cuidando que cada trozo separado tenga por lo menos una yema. Florecerán la segunda temporada.
Por semillas a finales de invierno, sembrar en sustrato de arena y humus en partes iguales, no muy profundas, bajo cristal y en lugar sombreado y ventilado. Pueden germinar en dos semanas o un mes.

Planta muy tóxica por su contenido de oxalatos de calcio, su ingestión en crudo produce graves trastornos gastrointestinales y hasta asfixia.
En pieles sensibles causa dermatitis de contacto.

1 comentario:

Natasha dijo...

En México, se le llama "Alcatraz"